Una red económica norteamericana - Núm. XXXV-1, Mayo 2016 - Ensayos. Revista de economía - Libros y Revistas - VLEX 653624437

Una red económica norteamericana

Autor:Fidel Aroche Reyes - Marco Antonio Marquez Mendoza
Cargo:Universidad Nacional Autónoma de México - Universidad Nacional Autónoma de México
Páginas:59-90
RESUMEN

Las estructuras económicas pueden entenderse como redes de ramas, vinculadas entre sí mediante el intercambio de bienes producidos. El modelo de Insumo-Producto analiza la interdependencia sectorial en tales estructuras. En este trabajo, identificamos una red económica en una tabla IP trilateral norteamericana. Utilizamos una medida de densidad como indicador de la integración regional. Nuestros... (ver resumen completo)

 
EXTRACTO GRATUITO
Ensayos Revista de EconomíaVolumen XXXV, No.1, mayo 2016, pp. 59-90
Una red económica norteamericana
Fidel Aroche Reyes
Marco Antonio Marquez Mendoza
Fecha de recepción: 04 VI 2015 Fecha de aceptación: 25 II 2016
Resumen
Las estructuras económicas pueden entenderse como redes de ramas,
vinculadas entre sí mediante el intercambio de bienes producidos. El modelo
de Insumo-Producto analiza la interdependencia sectorial en tales estruct uras.
En este trabajo, identificamos u na red económica en una tabla IP tr ilateral
norteamericana. Utilizamos una medida de densidad como indicador de la
integración regional. Nuestros resultados muestran que la economía de los
Estados Unidos determina el perfil de la estructura de Norteamérica. Canadá
y México mantienen escasas relaciones directas y su pertenencia a la región
ayuda a entender sus economías.
Clasificación JEL: C65, C67, O51, O54, R15.
Palabras Clave: Modelo de Insumo-Producto. Teoría de gráficas. Redes
económicas. América del Norte.
Profesor de tiempo completo de la Facultad de Economía, Universidad Nacional
Autónoma de México. Dirección: División de Estudios de Postgrado, Facultad de
Economía, Universidad Na cional Autónoma de México, Zona Cultural, Ciudad
Universitaria, C.P. 04510. México, D. F. México. Teléfono + (52 55) 56 22 0555 48 982
Fax + (52 55) 56 16 0834. Correo electrónico: aroche@unam.mx.
Profesor Titular de la Facultad de Economía, Universidad Nacional Autónoma de
México. Dirección: División de Estudios de Postgrado, Facultad de Economía, Universidad
Nacional Autónoma de México, Zona Cultural, Ciudad Universitaria, C.P. 04510. México,
D. F. México. Correo electrónico: antoniomrqz@gmail.com.
Ensayos Revista de Economía
60
Abstract
An economic structure can be understood as a network of industries relate d
by the exchange of produced goods. The Input -Output model analyses
sectoral interdependence in such structures. In this paper we identify a North
American network in a trilateral IO table. We use a density measure as an
indicator of t he degree of integration. Results show that the US economy
determines the profile of the North American structure. Canada and Mexico
maintain scarce direct relationships and their regional integration deter mine
their economic structures.
Clasificación JEL: C65, C67, O51, O54, R15.
Keywords: Input output model. Graph Theory. Economics Networks. North
America.
Introducción
El análisis cualitativo Insumo-Producto (IP) ofrece una perspectiva
metodológica de estudio de las estruct uras económicas que permite obtener
una imagen gráfica de la manera en que las ramas interactúan en el sistema
económico (Czamanski y Ablas, 1979 ; Huriot, 1974; Campbell, 1975; Holub
y Schnabl, 1985; Aroche, 1996). Más recientemente, este análisis se ha
ampliado para incorporar el concepto de “redes económicas”, reto mando
conceptos y métodos originalmente desarrollados por otras ciencias sociales
como la antropología o la sociología (García y Ramos, 2003; Semitel, 2006;
Fuentes, Cárd enas y Brugués, 20 13). Tanto el modelo IP como la teoría de
las redes centran su atención principalmente en el estudio de las conexiones
entre los agentes que forman parte del fenómeno obj eto de estudio (Leontief,
1951). De este modo, el modelo IP puede traducirse al marco teórico d e las
redes, ya que la matriz de co eficientes técnicos (A) proporciona información
sobre los patrones de relaciones entre los miembros de la estructura
económica (Aroche, 1996). No obstante, es importante subrayar que a pesar
de las similitudes formales, algunos s upuestos particulares válidos para un
modelo, no son siempre adecuados para el otro, debido a las premisas
específicas a partir de las cuales se construye cada uno. Por ejemplo, una red
social puede ser simétrica, pero en un modelo interindustrial, las relaciones
de intercambio tienen siempre una dirección y no son necesariamente
recíprocas; por ejemplo, una rama i puede demandar insumos de otra j, sin
que j adquiera bienes de i, además de que en general estos flujos tampoco
serán de igual valor.
A menudo los modelos económicos suponen que la demanda es un
determinante principal del funcionamiento del sistema, de suerte que los
Una red económica norteamericana
61
consumidores influyen en el comportamiento de los productores (por
ejemplo, la demanda determina el nivel de producción); a su vez, los
consumidores demandan a las empresas bienes producidos y los productores
demandan mercancías para emplearlas co mo insumos en sus propios
procesos de producción. Dicha i nterdependencia e ntre los agentes se
profundiza en la medida en que estos se especializan en la producción de
algún bien, hasta el punto e n que cada rama mantiene relaciones directas e
indirectas con todas las restantes, así como co n cada unidad de consumo que
forma parte del sistema económico. De este modo, el sistema es más
complejo a medida que la división del trabajo avanza.
El modelo IP se refiere siempre a algún área geográfica particular;
originalmente el modelo se ocupó de las economías nacionales (Leontief,
1951), pero pronto se extendió al estudio de los sistemas regionales (Isard,
1951). Una región puede definirse como un estado, una provincia o una
ciudad, como un grupo de estados o provincias o, por último, como un país
dentro de un área económica internacional integrada. Como consecuencia de
la naturaleza lineal del modelo, es posible ensamblar varias matrices
regionales en una matriz suprar regional o -de otra manera- particionar una
matriz IP, de modo que refleje la interacción de las regiones, por ejemplo,
cuando las diferentes ramas se localizan en distintas regi ones de un país
(Isard, 1951; Miller y Blair, 2009). Las características del modelo IP no
cambian cuando se construyen modelos regionales e, incluso, los
multiplicadores y los coeficientes serán iguales, siempre y cuando las
proporciones entre las ramas sean las mismas (Miller y B lair, 2009). En
cualquier caso, el modelo IP será útil para analizar tanto las relaciones entre
las ramas dentro de una región, como también las conexiones entre las ramas
ubicadas en diferentes regiones.
En el caso de un espacio económico constituido por países que mantienen
relaciones económicas estre chas, cada uno de ellos puede considerarse como
un subsistema de ramas relacionadas a través de flujos de demanda
intermedia. Al mismo tie mpo, cada rama en cualquier país demanda insumos
de las ramas de la supra-región, así como de los productores situados más allá
de dicho espacio económico, si importan mercancías procedentes del resto
del mundo.
Este trabajo analiza la estructura económica de América d el Norte en 1996 en
el marco del modelo IP regional y desde el punto de vista cualitativo,
extendido mediante planteamientos propios de las teorías de las redes y de los
gráficos. En particular, buscaremos una red dentro de la estructura económica
de América del Norte, cuyo análisis ulterior permitirá caracterizar a la
economía norteamericana. Como se sabe, México se incorporó formalmente
al esp acio económico norteamericano en 1994 por medio de un Tratado de

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA