Lo animal en Mesoamérica - 19a Ofrenda al Día Mundial de Nuestra Madre Tierra - Libros y Revistas - VLEX 698161445

Lo animal en Mesoamérica

Autor:Yolotl González Torres
Páginas:71-83
 
EXTRACTO GRATUITO
71
Lo animal en Mesoamérica
Yolotl González Torres
A través de la historia, los animales han jugado un papel muy importante en la vida del
hombre. En primer término, desde luego, como alimento. Sin embargo, algunos también
suscitan temor y curiosidad en virtud de sus propias características, sea porque se reconocen
en ellos algunas semejanzas, sea porque se admiran algunas cualidades que los diferencian
por completo de los seres humanos, como volar, vivir bajo el agua o la tierra, o tener fuerza y
capacidad de infligir daño o matar; todo ello los convierte algunas veces en símbolos y se les
han conferido facultades sobrenaturales.
Por otra parte, se ha creído (incluso hoy día) que hubo en los tiempos primigenios una sólida
relación entre los seres humanos y los animales, al punto de creer que en alguna época ambos
hablaban el mismo idioma o que en la edad antigua los animales eran hombres que luego se
transformaron en animales. Además, diferentes mitos o leyendas refieren que ambos podían
cohabitar (muchos linajes reales se decían descendientes de algún animal al que consideraban
su tótem y protector, o su alter ego, como veremos más adelante). Hay un mito que se encuentra
desde la época prehispánica, y que perdura entre los pueblos indígenas actuales, como los tzo-
tziles y los huicholes, según el cual el hombre fue advertido por los dioses de la proximidad del
diluvio e instado por recomendación suya a fabricar una canoa de un tronco de árbol, en el que
se salvó junto con una perra. El mito señala también que el hombre descubrió poco después que
la perra era en realidad una joven, con la que procreó a los nuevos seres humanos.
Muchos de los dioses de esos pueblos se han representado con las características de los
animales que llamaron la atención. Por ejemplo, en la India, el dios Ganesh se representa
con la cabeza de elefante; en Egipto, las imágenes de la gran mayoría de los dioses también
tienen cabezas de animales, basta mencionar a Anubis, el chacal, Horus, el halcón y ot con
su cabeza de ibis; en China puede mencionarse a Pan Ku, con la cabeza de perro. De igual
manera, a ciertos animales se los veneraba de forma especial, como el buey Apis en Egipto,
la vaca en la India o el elefante blanco en varios países del sureste de Asia.

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA