La seguridad nacional en México - Derecho Militar Méxicano - Libros y Revistas - VLEX 419679858

La seguridad nacional en México

Autor:Alejandro Carlos Espinosa
Cargo del Autor:Juez Ad Hoc de la Corte Interamericana de Derechos Humanos
Páginas:363-379
RESUMEN

14.1. La seguridad nacional en el Plan Nacional de Desarrollo. 14.2. La política de seguridad nacional y las Fuerzas Armadas. 14.3. La seguridad nacional en el Código Penal Federal y en el Código de JusticiaMilitar. 14.4. Diferencias entre seguridad nacional y seguridad pública y la necesidadde legislar en la materia. 14.5. Objetivos nacionales.

 
EXTRACTO GRATUITO
363
CAPÍTULO 14
LA SEGURIDAD NACIONAL EN MÉXICO
Para ser un buen estr atega de Segurida d
Nacional, un buen e stratega en temas d e
Seguridad P ública en una demo cracia,
uno tie ne que ser un exce lente estratega
político
ANA MAR ÍA SALA ZAR
Es necesario destacar el plano en que debe ser analizada la situación que
guarda la seguridad nacional en el Estado Mexicano, considerando la globa-
lización1 en que se incluye al orbe en su totalidad en donde por ejemplo las
fronteras parecieran desdibujarse o al menos volverse francamente porosas
al permitir el libre tránsito comercial, ideológico, político, relig ioso y cultu-
ral de los individuos pobladores de los Estados, habiéndose actualmente
acortado de manera muy significativa las distancias, de tal suerte que hoy
por hoy, es común que nuestras autoridades migratorias aseguren indocu-
mentados de nacionalidades muy diversas, que se detectan divisas de proce-
dencia ilícita en grandes cantidades; que se desarrolle la delincuencia orga-
nizada en todas sus manifestaciones con su consecuente escalada de
violencia y que favorezca la industria del delito.
Son sin duda los países desarrollados, quienes apuestan buena cantidad
de su presupuesto y destinan a sus instituciones recursos humanos, materia-
les y financieros para estudios y programas de los diversos ámbitos del que-
hacer humano en las actividades del futuro, esto es hacen “teoría de los es-
cenarios”, siendo capaces de planear con altos grados de certidumbre y
eficacia, los distintos panoramas a que se podrían en frentar eventualmente,
mismos que por sus dimensiones pudieren llegar a constituir problemas de
1 La palabra globalización se refiere generalmente a los procesos a través de los cuales la
economía y las culturas en todas partes del planeta llegan a ser cada vez más interdependientes.
(Cfr. Voz globalización en Diccionario de Estudios Culturales Latinoamericanos. Mónica Szurmuk
y Roberto Mckee Irwin (Coords.), Siglo Veintiuno Editores, Instituto Mora, 1ª ed., México, 2009,
p. 119).
364 DERECHO MI LITAR MEXICAN O
seguridad nacional, en éstos casos se involucra al Estado de manera plena,
de forma tal que puede ser puesto en riesgo el rubro de la población, el te-
rritorio o bien el propio gobierno que pe r se significa la estabilidad del pro-
pio Estado.
Bajo las anteriores consideraciones es que debe ser analizado el proble-
ma particular de la seguridad nacional en México, sin perder de vista que
los ámbitos de competencia de la misma involucran a un número importan-
te de instituciones gubernativas; queda claro que la problemática de seguri-
dad puede transitar desde el agotamiento de líquido vital (agua), por levan-
tamientos subversivos, narcotráfico, delincuencia organizada, tráfico de
personas o bien por daños a instalaciones estratégicas e incluso por actos
terroristas o de seguridad pública; así pues con tan sólo éstas muestras po -
demos percibir la diversif icación de variantes en que podemos encontrar
problemas de ésta naturaleza.
Otro aspecto que no debe dejarse de considerar, es que la frontera div i-
soria entre los conceptos de seguridad pública y seguridad nacional se ha
venido adelgazando de manera importante, a grado tal que a veces se funde
en diferentes latitudes y es dif ícil diferenciar técnicamente cuándo nos en-
contramos ante uno u otro supuesto. De éste modo el programa de seguri-
dad nacional debe privilegiar sin duda las tareas preventivas y disuasivas
respecto de las reaccionarias, ello en función de que si bien es aceptable y
plenamente justificado que la capacidad de respuesta del Estado ante los
problemas de grandes magnitudes deben volverse ágiles y eficaces, es tam-
bién muy claro que el rubro de la prevención constituye conjuntamente con
el de la disuasión los verdaderos pilares en que debe sustentarse la política
criminal del Estado; esta última idea en el marco de las políticas públicas en
materia de seguridad nacional.
Es menester recordar que México al igual que cualquier otro país, res-
ponde a sus propias circunstancias inmutables, de modo tal que existen tres
valores fundamentales que se erigen en constantes inamov ibles bajo un
punto de vista estrictamente objetivo y que tienen que ver con los segmen-
tos geopolítico, histórico e idiosincrásico. En el primer supuesto para Méxi-
co, ésta es una determinante a considerar de manera especial, el solo hecho
de reflexionar la existencia de mas de 3,000 kilómetros de frontera colin-
dantes al norte con Estados Unidos de América significa sin duda un enfren-
tamiento cultural, de civilidad e idioma lo suficientemente dinamitante para
generar dos grandes problemas: el fenómeno migratorio y la comercializa-
ción de enervantes; en ésta misma tesitura esta el hecho de que el suelo
mexicano es espléndido para el cultivo de marihuana y amapola por sus a l-
tas montañas y soleadas laderas así como por la humedad de sus tierras y
la escasa vigilancia de sus caminos, amén de la infiltración del cáncer de la
corrupción en las autoridades encargadas de realizar función de policía, se
constituye un clima ideal para el fomento de las organizaciones criminales.
De igual modo la frontera sur presenta sus propias peculiar idades por su

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA