Publica la Profeco lineamientos de información o publicidad comparativa de precios de bienes o servicios - Núm. 560, Noviembre 2009 - Práctica Fiscal - Libros y Revistas - VLEX 210068437

Publica la Profeco lineamientos de información o publicidad comparativa de precios de bienes o servicios

Páginas:B6
 
EXTRACTO GRATUITO

El artículo 32, tercer párrafo, de la Ley Federal de Protección al Consumidor (LFPC) establece que la información o publicidad que compare productos o servicios, sean de una misma marca o de distinta, no podrá ser engañosa, por lo que la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) podrá emitir lineamientos para la verificación de dicha información o publicidad a fin de evitar que se induzca a error o confusión al consumidor.

En este sentido, la Profeco publicó en el DOF del pasado 19 de octubre, el Acuerdo por el que se establecen los lineamientos de información o publicidad comparativa en materia de precios de bienes, productos o servicios, mismo que entrará en vigor a los 90 días siguientes al de su publicación, es decir, hasta el 17 de enero de 2010.

Con dichos lineamientos se pretende regular la práctica comercial de la comparación de precios, afin de que sea veraz, adecuada y clara para que los consumidores tomen decisiones de consumo inteligentes y a la vez fomenten mercados competitivos y eficaces.

Al efecto, la información o publicidad comparativa en materia de precios es la que se realiza respecto de los precios de bienes, productos o servicios idénticos que se comercialicen por distintos proveedores.

Los precios por comparar deberán corresponder a bienes o productos de la misma marca, modelo, presentación y contenido, es decir, deberán ser idénticos, aunque se aclara que no podrá realizarse la comparación de precios de bienes o productos perecederos no preenvasados, ni los que se comercialicen a granel.

La comparación de precios en materia de servicios también deberá efectuarse respecto de aquellos que sean idénticos en tipo, concepto y/o características. Tales precios se expresarán en números absolutos y no en porcentajes.

Además, los precios comparados deberán estar respaldados por los comprobantes de compra de los bienes, productos o servicios de que se trate o por documento que contenga fe pública del precio...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA