El desafío de presentar un libro sobre el Che Guevara - El arte de hablar y escribir. Experiencias y recomendaciones - Libros y Revistas - VLEX 444245458

El desafío de presentar un libro sobre el Che Guevara

Autor:Raúl Rojas Soriano
Páginas:277-304
 
EXTRACTO GRATUITO
EL ARTE DE HABLAR Y ESCRIBIR
277
Capítulo XXIV
El desafío de presentar un libro
sobre el Che Guevara
1. Hallarme cerca de algo o de alguien que evoque a Er-
nesto Che Guevara, prototipo del rebelde que lucha por
un mundo mejor, siempre me emociona. Era uno de
nuestros ídolos durante el movimiento estudiantil de
1968; por eso acepté en el acto la propuesta del direc-
tor de la Editorial Plaza y Valdés, para que fuese el
prologuista de una obra escrita por un revolucionario
cubano, amigo del mítico guerrillero.
Me comprometí siempre y cuando el comandante
Jorge Serguera Riverí (“Papito”), autor de Los caminos
del Che. Datos inéditos de su vida, estuviese de acuer-
do y aprobara mi presentación.
RAÚL ROJAS SORIANO
278
2. El texto se entregó a la editorial a principios de sep-
tiembre de 1997 y debía editarse antes del treinta aniver-
sario del óbito (muerte) del Che en Bolivia (a
conmemorarse el 9 de octubre de 1997).
Poco era el tiempo disponible para publicar un volu-
men de casi 400 páginas, y más porque incluía
modismos del español de Cuba que debían revisarse con
esmero, a fin de evitar frases confusas para quienes ha-
blan dicho idioma en otros países.
Por mi parte, el pergeñar el prefacio de unas remem-
branzas bien escritas, donde se relatan aspectos señeros
de la vida del Che Guevara, significó una verdadera pro-
vocación a mi intelecto, tanto por el lapso breve para
entregarlo, como por la responsabilidad que represen-
taba hacerlo, a sabiendas de que sería leído por comba-
tientes de la Revolución Cubana que lucharon con él.
Pensaba que mi presentación no debía pasar de cinco
cuartillas con el propósito de incitar su lectura en quie-
nes leyeran el libro, dado que muchos ignoran el prólo-
go e inician a partir de las páginas redactadas por el autor
de la obra. Por eso, el primer desafío consistía en arro-
bar al lector remiso para que se sintiera atraído por mi
proemio.
3. Disponía de pocos días, pues las memorias se encon-
traban en el proceso de edición a fin de que se publica-
ran antes de la efeméride, para su divulgación masiva.

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA