La necesidad de impartir derecho romano en las facultades de derecho - Núm. 256, Agosto 2020 - Revista el Mundo del Abogado - Libros y Revistas - VLEX 847804144

La necesidad de impartir derecho romano en las facultades de derecho

Autor:Everardo Moreno Cruz
Cargo:Presidente del Colegio de Profesores de Derecho Romano, Historia del Derecho y Sistemas Jurídicos Contemporáneos de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional Autónoma de México
Páginas:4-4
 
EXTRACTO GRATUITO
4El Mundo del Abogado
LA NECESIDAD DE IMPARTIR DERECHO ROMANO
EN LAS FACULTADES DE DERECHO
Buzón
Agradezco mucho a la dirección edi-
torial de esta prestigiada revista, que
los abogados reconocemos por su impor-
tancia, su calidad doctrinal y su seriedad,
se me permita referirme a un artículo
que apareció en su número anterior, de
Gerardo Laveaga, en el que expresa que
no considera necesaria la impartición
de la cátedra de Derecho romano en las
facultades de Derecho.
Me preocupa, lo digo muy en serio,
que piense de esa manera un egresado
de la Escuela Libre de Derecho, cuyo
prestigio como una seria institución lo
tiene muy bien ganado.
Gerardo Laveaga preside con bri-
llantez el Instituto Nacional de Ciencias
Penales, que si bien su especialidad es el
Derecho penal, no por eso deja de tener
una reconocida seriedad académica en
el campo del Derecho en general.
Critica que en los planes de estudio
se mantenga la impartición del Derecho
romano como materia obligatoria. En el
nuevo plan de estudios aprobado para la
Facultad de Derecho de la Universidad
Nacional Autónoma de México, ahora
bajo la atinada y brillante dirección del
doctor Raúl Contreras Bustamante, se
mantiene esta materia, que se imparte
en dos semestres.

hable de las manumisiones y realiza
una incompleta relación de las mismas.
Omite una, el jus postlimini, en virtud de
la cual adquiría su libertad el esclavo,
por cautiverio, que lograba salir de las
murallas de Roma.

nuestro Derecho penal: las personas que
se evaden de una cárcel no son castiga-
das por el hecho de hacerlo. Escaparse no
es un delito. Podrán cometer delitos para
lograrlo, como cohecho, daño en propie-
dad ajena, extorsión, lesiones, homicidio,
pero escaparse no constituye un delito.
La comparación que hace entre la
práctica de “sangrías” para extraer “mala
sangre” con el conocimiento del Derecho
romano no es nada afortunada.
Relata un incidente que le tocó vivir
como alumno en la Libre de Derecho, y
aunque no dice su nombre, creo poder
-
nista, el doctor Guillermo Floris Marga-
dant, profesor emérito de la Universidad
Nacional Autónoma de México.
Expresa, en alusión a esa discusión
con el doctor Margadant, que sí se puede
conocer el Derecho contemporáneo
sin conocer el “Derecho antiguo”, sólo

general, sino precisamente al Derecho
romano.
Los conceptos fundamentales que se
manejan en los tribunales, lo mismo por
los litigantes que por los jueces, tienen
su origen en el Derecho romano.
Advierto una personal postura de
Gerardo Laveaga en contra del Derecho
romano. Respeto las razones por las que
sienta animadversión por esa disciplina.
Lo preocupante es que una persona
conocedora del Derecho llame “lastre” al
Derecho romano.
Enhorabuena que existan, lo
sabemos, universidades con modernos
mecanismos como auxiliares pedagógi-
cos, pero eso no invalida la importancia
del Derecho romano.
Es más, aun los conceptos moder-
nos que se manejan en procedimientos
informáticos tienen su sustento en el De-
recho romano. No se puede entender el
Derecho vigente sin acudir a las fuentes
del Derecho romano.
Con un tono irónico concluye Ge-
rardo Laveaga diciendo que sería muy
saludable que los abogados aprendiéra-
mos distintas materias que enriquecieran
nuestra cultura. Sin embargo, como bien
dice, se requieren abogados que tengan,
citando a un autor que no menciona,
“una mente bien encuadrada en el cam-
po jurídico”.
Para lograr ese objetivo, el Derecho
romano es fundamental. Con afecto y
respeto le sugiero se asome a algunos
libros de Derecho romano, donde encon-
trará conocimientos que se siguen repi-
tiendo y que enriquecen el pensamiento
de los juristas mexicanos.
Le menciono, por ejemplo, las obras
de Francisco Huber, Sara Bialostosky
y Sabino Ventura, por referir sólo tres.
Estoy seguro de que, después de leerlas,
será más abogado y dejará de conside-
rar inútil al Derecho romano y se podrá
convertir, como talentoso maestro que

provocador intelectual”.
De esa forma, contribuirá, con una
visión acertada y cabal de nuestro Dere-
cho, a que México, sin ignorar el pasado,
y menos cuando éste es fundamento del
presente y fuente vigente de nuestro coti-
diano quehacer jurídico, salga ganando.
Everardo Moreno Cruz
Presidente del Colegio de Profesores de Derecho
Romano, Historia del Derecho y Sistemas Jurídicos
Contemporáneos de la Facultad de Derecho de la
Universidad Nacional Autónoma de México

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA